¿Muérdago?

La Navidad ya ha terminado y ahora queda afrontar la cuesta de enero, tanto económica como a dieta se refiere.  No obstante, tras tanta alegría vivida en familia y con amigos, también he tenido mis momentos de curiosidad y es que…¿quién no se ha besado (o deseado recibir un beso) bajo una ramita de muérdago?¿dónde nace dicha costumbre?¿por qué?.christmas-decorations-1149929_960_720

Con el comienzo del año, casi con seguridad, habrá venido a tu mente todas tus vivencias y lo que aún deseas vivir, pues tanto las películas como series televisivas que han emitido durante las fechas habrán abierto la cortina de los amores pasados, es decir, ese primer beso o bien ese beso que, a día de hoy, aún sigue siendo especial. ¿Has buscado una ramita de muérdago para dar ese beso especial?.

Lo cierto es que eso de besarse bajo el muérdago se originó en la Europa celta y, tras el paso del tiempo, se ha formalizado como una tradición navideña, aunque no tiene nada que ver con esta.

La planta de muérdago era consideraba por la cultura celta como símbolo de la vida eterna y es que su color verde no lo pierde durante todo el año. También descubrieron que el muérdago era una planta algo más que mística, era medicinal (muchos de los ungüentos y remedios de la época eran a base de esta planta). Además, otras de las propiedades que se le atribuían eran la de ser afrodisíaco, un gran potenciador de la fertilidad y la planta de la paz y del amor. Motivos que llevaron a los lugareños a colgarla en la entrada de su casa, buscando de esta manera atraer la buena suerte tanto para sus habitantes como para aquellos que los visitaban, intentando así que reinase en dicha casa el amor, la paz y que fuese bendecida con muchos hijos.

¿Y si te digo que las propiedades que la cultura celta le atribuían al muérdago tienen mucho que ver con sus componentes químicos? Pues sí, en su composición química nos podemos encontrar: viscotoxinas, taninos, ácidos fenólicos, terpenoides,.., por ejemplo. Y la que tiene que ver con el amor, es decir, el corazón, es la viscotoxina pues (inyectada por vía intravenosa) es capaz de rebajar la presión arterial y regular el ritmo cardíaco, es decir, intenta que no nos dé un “patatús” cuando estemos ante el amor de nuestra vida.

Dicha tradición celta ha dado lugar a que la ramita de muérdago esté presente entre los tantos adornos navideños, pues todos deseamos lo mismo, es decir, suerte y amor en el año que comienza.

¿Y tú, has dado ese beso especial bajo la ramita de muérdago?, recuerda que dicho beso no tiene que ser en Navidad y es que tan sólo necesitas el muérdago y a esa persona especial. ¿Te apuntas?.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s