¡Cada lágrima es distinta!

En ocasiones, la alegría, el dolor o el simple recuerdo de un familiar, inunda nuestros ojos, recorre nuestro rostro y llega a la comisura de nuestros labios, como si de un tímido beso se tratase. Su sabor nos recuerda la vida, tanto las luces como sus sombras. Es decir, una simple lágrima puede decir mucho y más aún su sabor. ¿Por qué las lágrimas son saladas?¿su sabor siempre es el mismo?

eyes-795647_960_720

Autor: Dieter_G (galería de fotos de pixabay.es)

Sigue leyendo

Anuncios